Ven, de Janne Teller (2008)

venVisito en la red un par de reseñas sobre esta novela, porque no acabo de entender bien su argumento, su escaso argumento, y permanezco con la sensación de que tampoco lo han entendido, si es que de eso se trata, de entender con claridad lo que ocurre en la novela, de si la misteriosa Petra Vinter, el único nombre que aparece en sus páginas, es además la escritora del manuscrito que el narrador de la historia, un importante editor danés, se dispone a publicar.

Vuelvo a leer, muy por encima, el comienzo de la historia y me doy cuenta de que sí, de que más o menos tienen razón los reseñistas que me anteceden. La tal Petra Vinter lee el manuscrito, de otro autor, en el despacho del editor y le dice que esa historia le pertenece, que le ocurrió a ella en África cuando trabajaba para la ONU y fue violada por un grupo de hombres la víspera de unas elecciones en “Morenzao”, e infectada por el sida. Según la wikipedia, Janne Teller nació en Dinamarca y trabajó para la ONU en África.

A partir de ese encuentro el editor se sumerge en las dudas morales, que de la propiedad de una historia, es decir, de la conveniencia de apropiarse de una historia ajena y exponer a sus protagonistas reales, que decidieron silenciarla, avanza hacia interrogantes de manual: ¿dónde termina la ficción y comienza la realidad?, ¿cuál es la responsabilidad social del artista?, ¿qué es arte y qué producto editorial? Y ahí acaba el argumento, así de mínimo resulta, porque en realidad ese argumento compuesto de palabras solo actúa de frágil esqueleto para una novela que se compone de otra materia.

Tenemos a un editor en la soledad de su despacho, la nieve que cae tras la ventana, el silencio de una noche de invierno en Dinamarca, sus reflexiones, sus dudas morales, el recuerdo de sus amantes, sus ambiciones cansadas, el retrato de la ministra danesa de Asuntos sociales, que es su esposa, y si todo dependiera de las palabras escritas por Teller deberíamos hablar de una novela fallida, ingenua o anémica, es decir, si leyéramos solo a medias, como si sus continuos silencios no existieran ni advirtiéramos la liviandad que adquieren a su paso las páginas, pues apenas cuentan nada.

Vean la portada del libro en el extremo derecho de este post. Dice “VEN” con un tipo inusualmente agrandado que también multiplica el vacío entre las letras. Nieve, duda, invierno, recuerdo, trauma: si las agrandas hasta que lleguen al tamaño de ese “VEN” se convierten en micropoemas que visibilizan su verdadero significado, el vacío que ocultan cuando permanecen chiquitas.

CULPA

Culpa es otra de esas palabras. Morenzao, elecciones, ONU, sida, editor, Janne Teller, Nueva York, Dinamarca, África, arte, violación, culpa, nieve, elecciones, asuntos sociales, Mandela, invierno, duda, visita, trauma, apropiación, ministra, Petra Vinter. Únelas con un sólo trazo y dibuja una débil tela de araña, quizás te atrape unos instantes.

 

Share

Haz tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code